El día después de la brutal represión a lxs trabajadores del Astillero Rio Santiago llegó la repuesta de Vidal ¿recibió a lxs trabajadorxs? No, nada de eso pasó. Junto a Cristian Ritondo recibió en la casa de gobierno a sus perros guardianes, a los policías que participaron de la represión en La Plata.

Como ya es costumbre en este gobierno no les interesa disimular su decisión de reprimir, ya lo hizo Patricia Bullrich en numerosas ocasiones: cuando se solidarizó con los gendarmes que reprimieron a nenes de una murga, premiando con un ascenso al gendarme Echazú que participo del operativo que termino con la desaparición y muerte de Santiago Maldonado, y la visita a Chocobar que fusiló a Juan Pablo Kukoc.

El ataque del gobierno a los trabajadores del Astillero Rio Santiago (ARS) no es nuevo, hace más de un mes el presidente Mauricio Macri se reunió en Mar del Plata junto a distintos empresarios, donde estaba presente Domingo Contessi (presidente de Astillero Rio Contessi), y le dijo que “habría que dinamitar el astillero Rio Santiago”, con el objetivo de vaciar y privatizar la empresa que hoy pertenece al estado bonaerense.

Detrás de esta declaración del presidente, llegó la ayuda de los medios de comunicación hegemónicos que buscaron demonizar a lxs trabajadorxs. Empezando por Jorge Lanata que hizo un informe titulado “miren donde ajustar” donde le decía al gobierno en qué lugar tenía que aplicar el ajuste. A grandes rasgos, el contenido del informe era recurrir al típico discurso de “ñoquis”: diciendo que el ARS tiene más de 3.000 trabajadores con sueldos alitisimos que no terminan un barco hace más de 10 años, y acusar a la organización sindical de corrupción y que ATE Ensenada son los dueños de la empresa.

No solo es falso que el ARS no produce, sino que el responsable que no se terminen algunas obras es el gobierno que no invierte en la compra de materiales. Asimismo, hablan de corrupción pero es el gobierno el que compró lanchas en Francia a una empresa vinculada a Odebrecht, como también barcos a Israel que se podrían haber producido en el ARS a mitad de precio.

Los ataques a los trabajadores se agudizaron este martes cuando el gobierno bonaerense aplico descuento a sus salarios y suspende sin ninguna razón la reunión paritaria. La gobernadora Vidal no solo no los recibió, sino que su forma de dialogar fue ejecutar una feroz represión sobre los trabajadores donde hubo 5 compañeros detenidos. Los medios rápidamente buscaron justificar el accionar policial utilizando palabras como “enfrentamientos“ e “incidentes” cuando lo que sucedió fue una represión con gases, balas y camiones hidrantes.

Como siempre dijimos el ajuste no cierra sin represión. Por eso estas provocaciones del poder ejecutivo no hacen más que evidenciar el carácter represivo del estado y la profundización de sus políticas en este sentido.

Pero lxs trabajadorxs están de pie, van a seguir luchando como en los ’90 cuando resistieron a las privatizaciones, y a partir de esta experiencia saben muy bien que con organización unidad y lucha lo que se va a dinamitar son los planes del gobierno y el FMI.

CONTRA EL AJUSTE Y LA REPRESIÓN: ¡UNIDAD, ORGANIZACIÓN Y LUCHA!
SI TOCAN EL ASTILLERO NOS TOCAN A TODXS

Comments

comments